Cabo de Plata supera los cien mil asistentes en su tercera edición.

Cabo de Plata supera los cien mil asistentes en su tercera edición.

El festival, que se ha celebrado este fin de semana en la localidad gaditana de Barbate, cierra su tercera edición con un fenomenal éxito de público. Cifras de récord que sitúan a Cabo de Plata como festival de referencia en el sur de España.

Cabo de Plata ha generado un impacto económico directo valorado en más de quince millones de euros y más de mil quinientos de puestos de trabajo en la localidad gaditana.

Barbate ha vuelto a recibir esta semana a miles de festivaleros llegados de diferentes puntos de la geografía española. Los visitantes han llenado las calles de la localidad gaditana para disfrutar de cuatro jornadas de playas paradisiacas, gastronomía exquisita, actividades culturales paralelas y una programación musical de primer nivel. Esta tercera edición consolida a Cabo de Plata como la cita de referencia en Andalucía para los amantes del rock, mestizaje, hip hop, reggae y flamenco fusión, y como uno de los diez festivales más importantes del país.

El festival abría sus puertas el jueves con la actuación de La Raíz, el grupo valenciano ha decidido hacer un parón indefinido tras esta gira y ningún caboplatero quiso perdérselo. El reggae llegó al festival con Green Valley que contaron igualmente con un público entregado desde sus primeros temas. Y si hay un estilo que cada vez tiene más protagonismo entre el público joven que acude a este festival es el hip hop, con veteranos como Sho-Hai, el ex de Violadores del Verso, o el dúo de rap madrileño Natos y Waor, que actuaron en el escenario Idealista. El viernes a primera hora llegó el turno de uno de los djs más importantes del mundo, el estadounidense  Steve Aoki desplegó su arsenal de hits (y tartas) para enloquecer a una multitud que venía directamente de la playa de Barbate. Tomó el testigo en el escenario Desperados el joven sevillano Beret, que el año pasado ya visitó el festival, volvía como la sensación de la música urbana del país, ante un público que coreó sus canciones desde el principio al final. Los sevillanos SFDK y Tote King (al que acompañó como sorpresa en el escenario su hermano Shotta), también realizaron dos de las actuaciones más destacadas de una noche en la que brillaron los aires flamencos de Tomasito y Muchachito. Y ya para cerrar en la jornada del sábado, el rock también tuvo su momento con grupos como Sexy Zebras o Lágrimas de Sangre en el escenario Negrita, nuevos valores del hip hop como Ayax y Prok o C. Tangana o el protagonista de la noche, Juanito Makandé acompañado de una banda de lujo, el polifacético artista gaditano puso el broche de oro a un Cabo de Plata de lujo.

En su apuesta por la sostenibilidad, desde Cabo de Plata se ha fomentado que el público acuda al festival en autobús. Defestivales, empresa de transporte oficial, confirma que hasta un 30% del público ha utilizado este servicio, reduciendo el impacto ambiental que provoca el desplazamiento de los asistentes en vehículos privados.

La repercusión económica de más de quince millones de euros y la creación directa e indirecta de mil quinientos puestos de trabajo se ha evidenciado en los comercios locales (bares, alojamientos, supermercados…) durante toda la semana. Desde todos los sectores se ha destacado la excelente organización y medidas de seguridad, con la coordinación de las diferentes fuerzas implicadas (Policía Local y Autonómica, Guardia Civil, TEDAX, Seprona, Cuerpo de Bomberos, Protección Civil y Asistencia Sanitaria). Desde todos estos estamentos se ha reseñado igualmente el ejemplar comportamiento del público asistente al festival.

Barbate y Cabo de Plata se felicitan por el excelente discurrir de la tercera edición del festival y por que un evento de estas características contribuya a situar la localidad como destino vacacional y cultural de primer nivel.

Etiquetas:
217 Views

Sobre Roberto Fierro

Administrador