(CRONICA) Black Star Riders + 4Bitten + The Weyers – Sala Arena – 14/11/15

Black-Star-Riders-cartel-gira-2015

BLACK STAR RIDERS + 4BITTEN + THE WEYERS Madrid Sala Arena 14/11/15

Tras el fallido intento de presentar su primer disco en la capital, a la segunda iba a ser la vencida y Black Star Riders iban a interpretar para el público madrileño la mayor parte de su segundo trabajo “Killer Instinct” ante una sala que, para mi total sorpresa, se les quedó algo grande. Casi mejor porque está claro que la de la calle Princesa sigue siendo de las pocas salas (tras el desgraciado incidente del Madrid Arena) donde cuando se cuelga el cartel de “no hay entradas” se está más a disgusto que otra cosa. No fue el caso y fue todo un gusto disfrutar de la magia que tiene esta banda, además de en estudio, también en directo.

Antes de que Scott Gorham y sus secuaces tomaran las tablas, un par de bandas iban a abrir la velada pero para mí, ni el dúo suizo The Weyers ni los griegos 4Bitten, fueron adecuados para un grupo del estilo y la clase de Black Star Riders.

The Weyers_02@Sala Arena

La apertura de puertas se retrasó unos minutos lo que provocó que, prácticamente, a la vez que comenzaban a entrar los primeros asistentes a la sala salían al escenario los hermanos Weyermann, Luke a la batería y Adrian a la guitarra y la voz, para ofrecer algunos cortes que, sinceramente, no aportaron demasiado a ninguno de los presentes por lo que pude comprobar.

The Weyers_09@Sala ArenaTras hacer mención a los atentados del día anterior en París descargaron algunos de los temas que componen su último mini disco “Beep, Beep, Beep”, como “The Changeling” o la propia “Beep, Bep, Beep”, con la que cerraron su escueto set de una media hora consiguiendo interactuar algo con el público que les siguió el juego repitiendo estas tres palabras. The Weyers_04@Sala Arena

También interpretaron otros temas de trabajos anteriores como “Big Mouth” que corrió la misma suerte que los nuevos, es decir, indiferencia. No obstante, me gustaron bastante los ritmos que hizo Luke aunque su actuación no pasara de anecdótica y, porque no decirlo, algo estrambótica ya que llevaban como iluminación un par de flexos en el micrófono y en la batería. Mero trámite su actuación y es que opino que su música no está dirigida al público de los cabezas de cartel.

4Bitten_06@Sala ArenaA 4Bitten ya habíamos tenido oportunidad de verles en esa misma sala abriendo para UFO en su anterior gira y, desgraciadamente, mi opinión sobre el cuarteto heleno no ha cambiado con la edición de su tercer largo titulado “Rewind & Erase”. Sigo sin poder con ellos… Vieron recortado en un tema su repertorio por culpa de la demora que comentaba antes en la apertura de puertas y, para mi sorpresa, centraron su actuación exclusivamente en su última obra tocando siete de los once temas que lo componen. Desde luego no se puede negar la confianza que tienen en su nuevo material y que apuestan por él con convencimiento. 4Bitten_07@Sala Arena

Broken” abrió la descarga y, a esta, le siguió sin respiro la moderna y comercial “Die In Vain” con un sonido que, en líneas generales, no fue todo lo bueno que hubiera sido menester pero que dejaba entrever las bondades, para el que las vea, del combo griego.

4Bitten_03@Sala ArenaSin duda lo mejor del grupo, en mi opinión, es la voz de su vocalista femenina Fofi Roussos, que también se encarga de los teclados (grabados en esta ocasión para no restarle movilidad), y el dinamismo escénico de su guitarrista George M. que no paraba de moverse aunque en su lado del escenario casi siempre, eso sí. ¿Entonces por qué no puedo con este grupo? Pues lo cierto es que mi problema fundamental es que no me llegan sus temas con esa mezcla de metal moderno y la voz de Fofi, que casaría mucho mejor con una música mucho más “clásica” (dentro del rock me refiero, obviamente). Bueno y, aunque esto no sea importante, las pintas del bajista Aki me tiran para atrás, directamente, y su carisma escénico es nulo. Pero esto es secundario. 4Bitten_08@Sala Arena

Cause I Can”, “Redefine Your Fate”, el single “Save My Soul” y el tema que da título al último disco también pasaron sin pena ni gloria para una audiencia que, a duras penas, llenaba la mitad del recinto a estas alturas, pero que afortunadamente se incrementaría algo más antes de que el plato fuerte de la noche apareciera.

4Bitten_12@Sala ArenaTras retirar el equipo y batería usados por 4Bitten, con puntualidad absoluta y sin demasiados aspavientos a las 21:15 aparecían De Grasso, Johnson, Crane, Gorham y Warwick para ofrecernos 90 intensos minutos que supieron a poco a pesar de que interpretaron 19 canciones. Esto da una idea del ritmo vertiginoso de su actuación, sin darnos tiempo para el respiro y enlazando tema tras tema. Black Star Riders_04@Sala Arena

The Killer Instinct” gozó del protagonismo debido a pesar de que comenzaran con una rotunda “Bloodshot” de su anterior “All Hell Break Loose” y, por supuesto, también hubo referencias a Thin Lizzy, algunas tan tempraneras como la coreada “Jailbreak” que sonó a continuación y otras ya en los bises pero, en mi opinión, no abusaron de ellas entre otras cosas porque no lo necesitan. Su material actual es de una calidad suficiente (incluso muy alta diría yo) como para mirar de tú a tú a esos clásicos de los irlandeses y no depender de ellos para salir victoriosos.

Black Star Riders_05@Sala ArenaSoldierstown”, con los coros de toda la banda poniendo el contrapunto a la voz de Ricky quedó genial, la lenta “Charlie I Gotta Go”, “Through The Motions”, la emotiva balada “Blindsided”, “Finest Hour”, con la sala coreando el estribillo,  y la propia “The Killer Instinct” justo antes de los bises, que funcionó en directo como si de un clásico se tratara (cosa que se será cuestión sólo de tiempo) fueron los temas que sonaron de este segundo y fantástico trabajo. Black Star Riders_08@Sala Arena

Entre ellos, colocados con mimo cada uno en su posición intencionadamente para llevar un ritmo adecuado en todo momento, se despacharon también a gusto con “All Hell Breaks Loose” a ritmo de “Hey Judas”, “Hoodoo Voodoo”, la que le da título, “Kingdom Of The Loss” y una tremenda “Bound For Glory” que, con el permiso de las referencias a Thin Lizzy, fue uno de los momentos álgidos de un concierto sin altibajo alguno.

Black Star Riders_06@Sala Arena

Respecto a la banda pues poco se puede decir, o mucho, según se mire. Scott Gorham es el capitán del barco pero no necesita imponer su autoridad en ningún momento ya que todos y cada uno saben de sobra cuál es su papel y cómo desempeñarlo. Desde un bastante desapercibido Robbie Crane perfecto a los coros y a la base rítmica junto al veteranísimo Jimmy De Grasso, que se adapta a cualquier estilo sin el menor problema, hasta la pareja de Scott a las seis cuerdas, Damon Johnson, cuya química entre ambos es evidente. Suyos fueron esos mágicos momentos donde nos regalaron las guitarras dobladas, tan características de su ex banda, que en Black Star Riders siguen tan vigentes como antaño. Una delicia cada vez que tomaban la parte delantera del escenario mientras sus compañeros les dejaban todo el protagonismo.

Black Star Riders_01@Sala ArenaPor último, el gran Ricky Warwick al que no le pesa en absoluto la responsabilidad, que ya superó hace tiempo ese trámite, de sustituir al insustituible Phil Lynnot en cortes celebérrimos como “Are You Ready”, “Waiting For An Alibi”, “The Boys Are Back In Town” o la tradicional “Whiskey In The Jar” y donde se siente igual de cómodo que interpretando los temas propios de su nueva banda.

Black Star Riders_14@Sala Arena

Con pinta chulesca de motero de bar de carretera, pero sin embargo simpático y sonriente en todo momento, aportó matices tanto con la guitarra eléctrica como con la acústica y ejecutó con pulcritud sus partes vocales sin protagonismos innecesarios. Todo fue una maquinaria perfectamente engrasada donde las piezas sirven a un todo. Black Star Riders_02@Sala Arena

Los minutos pasaban volando y ya estábamos plantados en los bises que recayeron, sin remedio, en una buena versión del “Rosalie” de Bob Seger cantada por la sala y, como comentaba antes, el celebradísimo “Whiskey In The Jar” que puso el broche de oro a una velada fantástica a la que tan solo pondría dos “peros”.

Black Star Riders_22@Sala ArenaEl primero es que me faltó algún tema más para no estancarnos en los socorridos 90 minutos, aunque ya he dicho que tocaron “a piñón”, y lo segundo que hubiera mejorado sin duda la actuación hubiera sido un sonido más nítido, a la altura del grupo que tocaba, ya que no fue todo lo bueno que debiera haber sido. Black Star Riders_18@Sala Arena

De cualquier forma, estoy de acuerdo con aquellos que piensan que el cambio de nombre y la composición de temas nuevos era obligatorio ya que Thin Lizzy murió con su bajista. El resultado no ha podido ser más satisfactorio y creo que todos hemos ganado con un par de trabajos tan inspirados como los son los de esta banda. Ojalá duren mucho tiempo porque están en un estado de forma en estudio y en directo increíbles.

Texto y Fotos: David Ortego

→  Galería Completa de Fotos  

1178 Views

Sobre admin

Administrador