(CRONICA) CAGE + LORRAINE CROSS + BAJOPRESIÓN – Sala Barracudas – 26/04/17

cage-lorraine-cross-bajopresion-peq

CAGE + LORRAINE CROSS + BAJOPRESIÓN Madrid Sala Barracudas 26/04/17

Cage no es una banda fácil de ver por estos lares. Desgraciadamente tampoco es una banda cuyas audiencias llenen pabellones, ni siquiera salas de aforo medio en España, por lo que la alegría de ver que iban a pasarse por nuestro país en una extensa gira se vio considerablemente mermada al ver que la “sala” elegida para su descarga era Barracudas.

Bajopresión_11@Barracudas

Llegué a pensar en no asistir porque mis experiencias previas con este bar, calificarlo de sala sería mentir, han sido bastante nefastas en líneas generales pero finalmente la llamada de los agudos imposibles de Sean Peck hizo replantearme mi decisión inicial. No sé si hice bien porque el concierto de todas las bandas, en mayor o menor medida, estuvo condicionado entre otros factores por el sonido habitual de este lugar, infame como esperaba, haciendo muy difícil disfrutar de la música.

Bajopresión_10@Barracudas

Lo malo es que la elección del promotor fue acertada en lo que al aforo se refiere porque ni en el momento de mayor afluencia, con Cage obviamente, estuvimos apretados en semejante cuchitril. Vale que no son muy populares (pese a llevar muchos años y tener discazos en su haber) y que en otra sala estaban tocando Havok y Warbringer, lo que les pudo restar algún asistente, pero da cierta pena ver el poco seguimiento que bandas de su calidad tienen en nuestro país. Es lo que hay.

Bajopresión_09@Barracudas

Para terminar de hablar del emplazamiento comentar que otro de los problemas que tiene Barracudas son los horarios, y eso que a mí actualmente cuanto más tarde empiecen los conciertos entre semana mejor, pero salir a la una de la mañana un día laborable teniendo que madrugar para trabajar al día siguiente es una faena se mire por donde se mire. De todos modos iba mentalizado y restar horas de sueño por un buen concierto nunca me ha importado demasiado, aunque el resultado no fuera tan bueno como me hubiera gustado.

Bajopresión_08@Barracudas

Con unos minutos de retraso iniciaron su concierto los locales Bajopresión, grupo del bajista Javier Canseco, a los que había visto abrir para Praying Mantis apenas un mes antes. Tenía su concierto muy reciente y como tocaron un repertorio muy similar, aunque me pareció algo más escueto que en aquella ocasión, mis impresiones fueron básicamente las mismas.

Bajopresión_05@Barracudas

Esta vez se presentaron sin teclista pero con la misma actitud para ganar adeptos a su causa a base de energía e intensidad pero, de nuevo, se encontraron una sala desierta y un público poco receptivo tanto a los temas propios como al “Encerrado” de Asfaltika, que interpretaron para recordar la antigua banda del bajista.

Bajopresión_04@Barracudas

Tampoco la versión de Asfalto “Es Nuestro Momento” arrancó muchas voces para corearlo y la sensación de cierta tristeza por el poco interés que despiertan algunos grupos que se lo curran me volvió a embargar porque fuera había gente en los bares que pasaron de entrar pero, desde luego, cada uno es libre de hacer lo que quiera. Sólo faltaba.

Bajopresión_03@Barracudas

Ellos, no obstante, siguieron ajenos a si había diez o mil personas delante con su sólida actuación que, curiosamente, fue la que mejor sonido tuvo de las tres, con temas de “Desafiando el Caos” como la inicial “Recuerdos del Ayer”, “Sin Salida”, “Correr Hacia La Luz”, regrabada con la actual formación en versión más melódica que la original en palabras de Tony, “Sin Tregua”, donde volvieron a intercalar una estrofa del tema de Sabina “La del Pirata Cojo” como la anterior vez que les vi o “Más Allá de un Sueño” para despedirse.

Bajopresión_01@Barracudas

También hubo tiempo para que presentaran un par de temas nuevos. El primero de ellos fue “Parásitos”, que ya sonó en la Lemon, no así “Tu Mismo” que fue primicia total siendo esa noche la primera vez que lo tocaban en directo mostrando un poco la dirección musical que quiere el grupo llevar tras la incorporación hace algún tiempo de sus nuevos miembros Tony Robledillo a la voz y Rubén Córdoba tras los parches al núcleo “duro” formado por Javi y Rodrigo.

Sin tiempo para más se despidieron como comentaba antes con “Más Allá De Un Sueño” recibiendo la ovación de los presentes a su esfuerzo aunque ya digo que la respuesta del público fue tan escasa como su asistencia. Tengo la impresión de que volveré a verles en un futuro próximo así que, hasta entonces, le deseo suerte a Javi Canseco y a sus compañeros.

Lorraine Cross_01@Barracudas

Ignoro el motivo pero el cambio entre bandas hasta que los franceses Lorraine Cross arrancaron su concierto fue largo y tedioso, mucho más de lo que el sonido lamentable que tuvieron haría parecer razonable. Es cierto que tienen dos guitarristas, y que todos los miembros a excepción del baterista hacían coros por lo que había que poner los pertinentes micrófonos y demás, pero me sigue pareciendo exagerado lo que demoraron el inicio de su actuación por lo que supongo que cierta inexperiencia en estas lides también tuvo parte de culpa.

Lorraine Cross_02@Barracudas

Sea como fuere, y respirándose un mejor ambiente que con Bajopresión, la joven formación de Toulouse hizo su aparición con la pertinente intro y, tras unas breves palabras de Tony en castellano,  sonó “Full Speed In The Night” en el ridículo escenario que apenas les dejaba espacio para moverse sin correr el riesgo de chocarse entre ellos o estorbarse. Al ser su estilo más cañero y cercano al de los cabezas de cartel el público se mostró más receptivo a su propuesta y, poco a poco, se fueron metiendo en el concierto a pesar de que, sinceramente, creo que la falta de tablas del combo galo era más que evidente y su actuación terminó por hacérseme bastante pesada.

Lorraine Cross_04@Barracudas

Con una demo y un disco editado, “Army Of Shadows”, únicamente en su discografía el peso de la actuación recayó en temas del mismo como “Target Locked”, “Hard To Get Out”, ambos rescatados de la demo, “The Slab Was Trapped!” o “Don´t Waste Your Energy” deudores del Speed Metal más tradicional aunque mezclado con algo de Power Metal que pareció hacer las delicias de algunos de los asistentes.

Lorraine Cross_05@Barracudas

“Army Of Shadows” no me parece una maravilla, pero es un disco correcto para una banda novel como lo son ellos. Lo malo es que un volumen altísimo unido a una ecualización más que deficiente convirtió su música en un batiburrillo sonoro difícil de digerir donde la batería de Thomas, sin duda el que más me gustó del quinteto, tapaba la voz y casi todos los instrumentos la mayor parte del tiempo. Solamente en momentos puntuales los riffs y los solos de Stéphane y Paul DK se escuchaban quedando enmascarados en la bola de sonido el resto del tiempo. Del bajo de Guillaume ni hablo porque si se hubiera quedado en Francia nadie lo habría notado.

Lorraine Cross_14@Barracudas

En simpatía y cercanía si pasaron con nota la prueba a pesar de que su cantante, Tony, tenga muy poco carisma más allá de las típicas pintas y poses propias del estilo. Como frontman creo que debería ponerse las pilas para que sus directos ganen enteros pero hay que darle un poco de tiempo. Lo que no se le puede reprochar fue su actitud y sus ganas de agradar intentando dirigirse a nosotros en castellano en varios momentos y mostrándose simpático con los que estaban en primera fila chocando la mano o mostrándose cercano.

Lorraine Cross_09@Barracudas

Como en su setlist aparecían temas que no he encontrado ni en su demo ni en su debut supongo que aprovecharon su concierto para tocar temas nuevos como la que lo abrió o “I Wanna Ride” que me parecieron bastante continuistas con la línea de su primer trabajo.

Lo que es innegable es que consiguieron, a pesar del desastroso sonido que hacía prácticamente imposible disfrutar de los temas, animar a la gente (cosa a lo que la cerveza que corría entre el público también ayudó sin duda) y buena muestra de ello fueron las palmas que dio el público en varios momentos o los “oooooh ooooh” durante “Lorraine Cross” coreados a petición del rubio vocalista ya a pecho descubierto a estas alturas del show.

Lorraine Cross_12@Barracudas

Curiosamente no habían terminado su repertorio pero el tema que da nombre al combo fue el último que interpretaron ya que tras él abandonaron el escenario de una manera algo fría e inesperada. Imagino que el retraso que ya llevaba el concierto acumulado fue el causante de que se quedaran en el tintero “Guillotine”, “Metal Zipper” y “Life Is A Fight” pero, de cualquier modo, tocaron lo suficiente como para que nadie pudiera quejarse dando paso a Cage.

Lorraine Cross_11@Barracudas

Desgraciadamente la descarga de los americanos tuvo que lidiar con problemas técnicos desde antes incluso que se subieran a las tablas. Al mal sonido que siguió reinando y a las reducidas dimensiones del escenario tuvimos que añadir problemas técnicos en la pedalera de Casey Trask que no funcionaba correctamente, lo que desesperó al joven guitarrista porque no paraba de quejarse y hacer gestos continuos de desaprobación. Tampoco es que el baterista Sean Elg pareciera muy contento pero pareció resignarse antes que su compañero.

Cage_01@Barracudas

El tiempo seguía corriendo y los problemas de Casey no se solucionaban, pero había que empezar porque el retraso era ya más que considerable. ¿Consecuencia? Pues que a un repertorio ya de por si mutilado respecto a otros de la gira europea tuvimos que ver cómo, tras hablar Sean Peck con sus compañeros, se dejaron sin tocar “War Of The Undead” y “Blinded By Rage” dejando en doce míseras canciones (que finalmente fueron trece porque hubo un inesperado bis) el setlist. No negaré que me fastidió bastante ver reducido así el número de canciones pero más me fastidió lo mal que sonaron las que sí interpretaron.

Cage_02@Barracudas

Con sus gafas de sol y una chupa de cuero que daba calor de solo mirarle por fin se subió el vocalista al escenario para atacar “Planet Crusher” provocando el delirio de los asistentes. Porque éramos pocos pero desde luego había muchas ganas de ver a los de San Diego como demostró el entusiasmo con el que era recibido cada corte.

Cage_03@Barracudas

De nuevo bola de sonido inicial, peeo al menos las partes de guitarra del musculado Dave García sí que se escuchaban más o menos bien siendo la más perjudicada la voz de Sean. A este respecto, y sabiendo de sus facultades vocales en estudio y en directo cuando le he visto en mejores condiciones que las de la noche que nos ocupa, le vi sufrir más de la cuenta aunque cumplió. Eso sí, resultaba revelador ver cómo tosía entre canciones, o incluso entre estrofas, llegando en alguna ocasión puntual a quedarse sin voz.

Cage_05@Barracudas

Se suponía que estos conciertos formaban parte de la gira presentación de “Ancient Evil”, aunque el disco de marras tenga año y medio de vida, pero finalmente esta presentación quedó relegada a la testimonial “Beholder” porque de este disco nada más sonó entre cambios en el repertorio y recortes varios.

Cage_13@Barracudas

Sin embargo, conscientes de que es uno de sus mejores trabajos, si que dieron mucha cancha (casi un tercio del repertorio final) a “Hell Destroyer” mediante el tema que le da título, “I Am The King”, en la que el vocalista puso el micrófono para que cantaran el título los de las primeras filas, “From Death To Legend” y “Metal Devil” siendo, obviamente, más que bien recibidas por una audiencia que cantaba casi todos los temas y que parecía ajena a los problemas y al mal sonido que sufrieron los californianos.

Cage_20@Barracudas

Del resto de trabajos apenas dejaron pinceladas en forma de “Shoot To Kill” para representar “Unveiled”, la tremenda y deslucida “Final Solution”, que hizo lo propio con “Astrology” o “Flying Fortress” si nos referimos a “Supremacy Of Steel”. Sin embargo “Darker Than Black” corrió mejor suerte (parecida a la de “Hell Destroyer”) ya que de este trabajo sonaron ”Kill The Devil”, “Chupacabra” y “Wings Of Destruction” como bis improvisado a pesar de las reticencias iniciales del técnico de la sala que quería terminar ya y que cedió ante la “presión” de público y banda.

Cage_14@Barracudas

Lo que no terminé de entender muy bien fue el solo de guitarra que se marcó Casey que, si bien no fue muy largo, lo considero intrascendente e innecesario. Igual de innecesario que tocar la versión del “The Sentinel” de Judas Priest cuando has quitado cuatro temas propios respecto a lo que venías tocando. Yo, desde luego, hubiera preferido un tema suyo que una versión pero la gente la disfrutó y coreó a rabiar así que debo ser una “rara avis”.

Cage_16@Barracudas

Resumiendo, me gustan mucho Cage pero no va a ser un concierto que recuerde como memorable precisamente. Demasiados incidentes y una “sala” poco apropiada para estos sonidos lastraron lo que hubiera podido ser una gran velada. Esperaremos mejor ocasión aunque, visto lo visto, no sé si lo verán mis ojos. Esta vez la pérdida de horas de sueño no mereció tanto la pena como a priori pensaba.

Texto y Fotos:David Ortego

→  Galería Completa de Fotos  

457 Views

Sobre Roberto Fierro

Administrador